932382358 LLAME AHORA,  SERVICIO TELEFÓNICO: LUNES A VIERNES 8.00 – 20.00. ESCRÍBENOS LAS 24H.

Cómo desmontar una campana extractora: consejos útiles

31 diciembre 2021

A pesar de lo ajeno que pueda parecer desmontar una campana extractora, lo cierto es que es una excelente manera de realizar mantenimiento y permitir un flujo de aire óptimo desde el interior de nuestro hogar hacia el exterior.

Es por esto que en este artículo te dejaremos las recomendaciones que realizan nuestros expertos en reparación de campanas extractoras, para que así no vayas a cometer errores de novato y puedas lograr los resultados que deseas.

Lo primero que debemos comentarte es que, a pesar de que esta labor no supone una complejidad mayor, siempre es mejor contar con un equipo técnico especializado como el que SobreSeguro pone a tu disposición.

De esta manera, no solo te aseguras encontrar una pronta solución a las averías y a los fallos en el funcionamiento, sino que también tendrás garantía sobre los resultados obtenidos.

Qué es una campana extractora

Antes de aprender cómo desmontar un extractor de cocina, lo primero será tener total claridad acerca de su funcionamiento y los aspectos esenciales que contribuyen a este.

Evidentemente, todos sabemos más o menos para qué sirve una campana extractora, pero pocos conocen en profundidad el mecanismo que permite limpiar el aire.

Es importante mencionar que no solo se trata de un aparato que combate los olores, sino que también protege el ambiente de humedad y grasa, ayudando a prolongar la vida útil de muebles y evitando la aparición de manchas en paredes y techo.

Existen dos métodos mediante los cuales se realiza este proceso:

  • Extracción
  • Recirculación

El primero de ellos se produce mediante la presencia de un motor, el cual aspira el aire y lo filtra. Para esto se cuenta con un filtro anti grasa, el cual almacena estos restos y, posteriormente, expulsa el aire hacia el exterior del hogar.

En el segundo caso, nos encontramos con un aparato pensado para funcionar sin una salida de humos. El electrodoméstico absorbe, limpia y devuelve el aire.

Recuerda que si, tras desmontar tu campana extractora no consigues encontrar el origen del problema, siempre puedes ponerte en contacto con nuestros técnicos especializados.

Los componentes fundamentales de una campana de cocina

Si quieres saber cómo reparar una campana extractora, lo mejor que puedes hacer es aprender sus componentes clave. Sí, nos referimos a esas piezas que son indispensables y que, en caso de fallar, necesitarán ser reemplazadas inevitablemente.

En este caso, el listado sería el siguiente:

  • Motor
  • Filtros
  • Válvula anti-retorno

Llevar a cabo un correcto mantenimiento de tu electrodoméstico no es tan sencillo como quitar una campana extractora, limpiar un poco y recuperar su plena funcionalidad. Sin embargo, en aquellos casos donde no hay averías graves, es muy posible que una limpieza profunda baste para quitarte el problema de encima.

En estos casos, creemos que lo mejor que puedes hacer es revisar nuestro artículo sobre cómo limpiar una campana extractora y aplicar todos los consejos que nuestros expertos tienen para ti.

Aprovechamos de recordar que en SobreSeguro nos dedicamos a atender a aquellos usuarios que han perdido sus garantías de fabricación y que quieren prolongar la vida útil de sus electrodomésticos. ¡Estaremos encantados de ayudarte!

Cómo desmontar una campana extractora

Desmontar una campana extractora es algo complicado, por lo que te recomendamos contar con ayuda profesional. Si aún después de esta sugerencia estás dispuesto a asumir los riesgos, aquí te dejamos los pasos que debes seguir.

En primer lugar desconecta el aparato de la toma de energía. También es importante que tengas un espacio cómodo para trabajar, así que sería útil quitar la cocina y de esta manera disponer de un entorno más seguro.

Revisa con cuidado la parte superior de la campana, la cual suele estar dentro de algún mueble en la parte superior. Bastará con corroborar que las conexiones estén bien conectadas y aseguradas.

Retira las cubiertas, los filtros y todas las piezas que se encuentran en la superficie. Ten en cuenta que varias de estas piezas tienen algún soporte que les mantiene firmes, por lo que prioriza la búsqueda de estos antes de aplicar fuerza innecesaria.

Ahora viene lo difícil. Tras remover las piezas previamente señaladas, tendrás acceso al cableado, el cual tendrás que desconectar. Marca bien los cables antes de separarlos, ya que después será imprescindible realizar una correcta conexión.

Finalmente procede a quitar los soportes que fijan la campana. Mientras haces esto, lo más seguro será que alguien más sujete el electrodoméstico, para que así no vayas a perder el agarre y provocar un accidente.

Con todo esto ya estarás en condiciones de echar una mirada profunda a todos los componentes de tu campana. Para montar, tan solo sigue los pasos a la inversa.

Esperamos que este artículo haya sido de utilidad y que consigas desmontar tu campana extractora sin grandes problemas, para así recuperar el óptimo funcionamiento de tu electrodoméstico y que tu día a día no se vea afectado.